Especialmente ahora, #todossomosagricultor

Seguramente una de las frases más repetidas en este negocio del campo es que el clima marca decisivamente el resultado. Almería, en este sentido, tiene su principal ventaja competitiva en el frío, en concreto en el frío en Europa y sobre todo en el resto de zonas de cultivo del continente.

Estamos, por lo tanto, en el punto del año en el que el negocio de nuestros agricultores está en su momento más ventajoso: gran demanda de producto en el continente, bajas temperaturas en las zonas de destino, graves problemas para el cultivo en el resto de zonas productivas europeas y, por tanto, nuestro producto alcanzando los mejores valores.

Hasta ahí, de acuerdo, ¿no?
No quisiera aguarle la fiesta a nadie, pero me temo que no es oro todo lo que reluce. En primer lugar porque, en este momento tan positivo, en este momento en el que los precios a los que vendemos han multiplicado enormemente a los de la mayoría de los meses del año, las dificultades también se multiplican.

Un paseo por cualquier finca, en estos días, nos muestra fundamentalmente dos cosas: por un lado la preocupación porque los efectos del frío no pasen el límite de arruinar la cosecha, lo cual es un peligro real, bien por la provocación de daños en el invernadero o por los efectos del frío en formas de pudriciones o efectos negativos en el propio fruto; y por otro la multiplicación de tareas precisamente para evitar este tipo de complicaciones.

Y todo ello, en un momento en el que el agricultor ha de conseguir que todo se desarrolle de la forma más productiva posible, porque, paradójicamente, en el resto del año ‘hace mucho frío’ en los precios.

Quiero decir con todo esto que el agricultor dispone de muy pocas semanas al año para generar la mayor parte de sus ingresos, con los que compensar el resto de la campaña, que suele estar marcada por márgenes y precios muy ajustados.

Es momento ahora, por tanto, de ayudar en todo al agricultor para ‘hacer granero’. Y en eso estamos en Agroponiente; porque sabemos lo que pasa en el resto de la campaña. Es el momento del agricultor y, especialmente ahora, no hay otro protagonista. #todossomosagricultor.